Gente De Tarahumara


La gente de Tarahumara vive en las regiones alejadas del sierra Madre en el estado mejicano de Chihuahua. También le llaman Raramuri (unos que funcionamiento) - ella es renombrada por todo el mundo para que su capacidad física magnífica funcione distancias largas. Los conocen para perseguir a ciervos hasta las gotas de los ciervos del agotamiento. El fútbol del balompié es similar a y derivado de su juego nacional - carrera llamado de la bola - que se juega con una bola de madera, y requiere enorme stamina, pues los jugadores están funcionando constantemente.

Geográficamente, su territorio, antes de que vinieran los españoles, consistió en el sierra Madre, extendiendo al sur a Méjico central. El Tarahumara compartió la cultura con el Huichol al sur (en el actual estado mejicano de Nayarit), con el Yaqui en Sonora, con el Mayos y el Tepehuanes al sur y al sudoeste (en los estados actuales de Durango y de Sinaloa), y al norte y al noreste con el Pimas, el Anazasi, el Guarojios, y el Tepehuan, así como varias naciones de Apache, incluyendo el Toboso, el Mescalero, el Chiricagua, el Chihuahua, y el Mesquiteros (en una gama que barre a la derecha del norte al sureste). Vecinos anteriores al este y al sureste incluidos el Conchos y el Julimes que fueron exterminados por los españoles conquistadores, y el Tigua, que fue diezmado grandemente.

Puesto que Méjico llegó a ser independiente de España durante el período entre 1809 y 1821, el Tarahumara y muchos de estos vecinos han permanecido en esta misma región. Sin embargo, con los siglos, la usurpación por grupos más fuertes del derivado español (gachupines, criollos, y mestizos) ha empujado político y tecnológico el Tarahumara más lejos en un hostil, aunque es hermosa, el área de barrancas profundas y montañas rocosas altas del sierra Madre. Estas barrancas espectaculares son tanto como cuatro veces el tamaño de la barranca magnífica del sudoeste Estados Unidos.

Los alimentos principales son maíz y las habas que el Tarahumara crece ellos mismos en las tiras marginales de la tierra inadecuadas para cultivar. Cuando llueve, comen; si no, mueren de hambre. El pescado es también una parte de su dieta, pero la contaminación y la sequía han reducido grandemente esta fuente del alimento. Por seis años esta área ha sido golpeada difícilmente por sequía. Aproximadamente 60.000 Tarahumara permanecen de los doce millones estimados cuando el español llegado. En 1975, había aproximadamente 100.000. Esta disminución de la población desde 1975 es un resultado directo del hambre, de la desnutrición, de la deshidratación, y de las enfermedades, sobre todo tuberculosis, pero el incluir también, viruela, varicela, sarampión, y los problemas gastrointestinales.

El Tarahumara y las naciones nativas vecinas continúan sufriendo del hambre, de enfermedades curables, de la explotación, del marginalization de la ayuda exterior, de la carencia de la educación, y del claro-corte de sus bosques registrando a compañías. Son víctimas de los druglords que crecen y opio y marijuana de la cosecha. A los políticos corruptos en altos lugares en el gobierno y en los militares protegen a esos señores de la droga. Si los naturales se quejan, se oponen, o procuran demandar a su propia tierra, los matan. Los centenares de viudas y de huérfanos son el resultado de esta opresión criminal.

El apuro del Tarahumara ha sido evidente por muchos años, pero virtualmente no se ha hecho nada por el gobierno mejicano relevarlos, mientras que mucho ha sido permitido por ese mismo gobierno para empeorar su apuro. En los Estados Unidos, las políticas y las acciones del ejecutivo y del congreso han apoyado los gobiernos corruptos de Méjico desde los 1900s tempranos. Hoy, el gobierno federal mejicano no desea reconocer el sierra Madre como área del desastre. Los juegos políticos entre el gobernador de Chihuahua (del partido de la cacerola) y del gobierno federal (controlado por el partido de PRI por los últimos 75 años) han prevenido la ayuda humanitaria a esta región. El más vulnerables son los jóvenes y los ancianos que están muriendo cada día de las enfermedades que son fácilmente curables a otra parte. Las súplicas a los Naciones Unidas y a los gobiernos de Méjico y de los Estados Unidos han caído en los oídos sordos. La difusión de estas verdades a la gente de ambas estas naciones y a las otras naciones del mundo se piensa para levantar su sentido de esta injusticia a las vidas y a la dignidad de esta gente. Su ayuda y voces a esta causa es necesitada y serán apreciadas grandemente por el Tarahumara sufridor y sus naciones vecinas en señal de socorro similar.

El callousness de procesos gubernamentales ha empeorado solamente el apuro de esta gente, y la ayuda verdadera - si cualquiera debe venir - vendrá de usted y de esas organizaciones no gubernamentales que se dediquen a ayudar a los grupos opresos y sufridores en varios lugares a través del mundo, y de la presión hace algunos años, " sesenta minutos " hizo un informe excelente sobre el Tarahumara. A nuestro conocimiento, no ha estado re-difundió. Mucho más cobertura es necesaria alertar a la población en general y generar la preocupación y traer la presión en los gobiernos cuál tiene la energía, el medio y la obligación de solucionar esta crisis.

La vez última esta delegación acercó al embajador de Méjico a los Naciones Unidas (vencedor Flores Olea) en la ciudad de Nueva York, y presentó los problemas descritos arriba, pedimos que él solicitara soluciones pronto, incluyendo enviar de los grupos apropiados de los militares o del policía para arrestar a los señores de la droga y para traerlos a la justicia, compensar a las viudas y a los huérfanos, y proporcionar la relevación médica necesitada tan urgente. Su respuesta era que él era impotente tomar cualquier acción o aún hacer recomendaciones. En lugar, él aconsejó que nos acerquemos para la ayuda Ofelia Medina y la prensa. Ofelia es una gran señora y ha estado haciendo mucho para la gente opresa de Méjico, especialmente en Chiapas, ayudando a nuestras hermanas y hermanos de la selva de Lacandon. Somos muy agradecidos a ella para eso, pero solucionar esta crisis de Tarahumara no es la obligación de esta mujer hermosa.


Cci
Delegacion de La Central Campesina Independiente
Las ante Naciones Unidas

El 26 de agosto de 1998


Vuelva a la literatura de la gente indígena Vuelva a la literatura de la gente indígena
Glenn Welker




This site has been accessed 10,000,000 times since February 8, 1996.